Perfil personal y profesional

Adrián comenzó su vida laboral como autónomo, haciéndose cargo del negocio que su familia sustentaba en Abarán. Posteriormente, se ha dedicado durante más de treinta años a la administración de empresas de exportación. Se define como un abaranero comprometido e involucrado con su pueblo y desde hace veinticinco años es presidente de la Asociación de Discapacitados Físicos de Abarán “ADFA”. Además, se ocupa de la gestión del centro especial de empleo “GESILDA GROUP”, que fundó en 1999 y que actualmente sigue en funcionamiento.

Motivos que te han llevado a tomar la decisión de formar parte de Abarán sí

Mi convencimiento de que Abarán merece y necesita otra oportunidad. Comparto con muchos de nuestros vecinos la sensación de desamparo y olvido en la que se encuentra nuestra localidad y, como parte del equipo, estoy seguro de que nuestro proyecto será capaz de devolver a los abaraneros la ilusión por nuestro pueblo.

«Abarán merece y necesita otra oportunidad».

¿Qué puedes ofrecer como parte del equipo?

Experiencia, trabajo y dedicación. Creo que puedo aportar grandes ideas para la mejora del funcionamiento de los distintos servicios de nuestro ayuntamiento.

¿Qué destacas de Abarán?

Su gente y su forma de ser, la empatía y cercanía tanto con sus propios vecinos como con visitantes. Los abaraneros somos personas entregadas al trabajo y a sus tradiciones. Otra de sus grandes riquezas es su entorno natural, que produce un gran bienestar social, y que debemos comprometernos a mantener para las próximas generaciones.

Aspectos más relevantes del área que representas

El principal problema de Abarán es la falta de empleo y en todas las áreas de nuestro programa está presente. Vamos a poner sobre la mesa modelos como el cooperativismo y la firma de convenios con asociaciones para la prestación de determinados servicios. Una de mis primeras gestiones será contactar con los propietarios de los locales de la Plaza de Toros. ¿Cómo es posible que hayamos pagado más de 4.000.000 € por una plaza de toros y el ayuntamiento no disponga de ninguno de los bajos? Tenemos que darle vida a La Era. Poner locales en funcionamiento con cafeterías, comercios, espacios para las familias, los jóvenes y los mayores. Y nosotros estamos aquí para ayudar y facilitar la gestión a todos aquellos que quieran poner en marcha sus negocios en nuestro pueblo. Son medidas que llevamos en nuestro programa y van a favorecer el impulso del pequeño comercio junto con la puesta en marcha de campañas y planes de formación y digitalización. Es fundamental proyectar el turismo y las tradiciones de Abarán al exterior para fomentar el consumo de los visitantes y revitalizar la economía local. Urbanísticamente trabajaremos en la paulatina eliminación de barreras arquitectónicas y tenemos que hacer un seguimiento riguroso de los planes de obras y servicios y de la construcción, planificando un modelo a largo plazo.

Por último, también me preocupa la gestión de la política social y la política de servicios. Trabajaremos en la gestión de recursos económicos para mejorar las condiciones del personal y la atención al ciudadano. Mi principal mensaje a los que nos leen es que voy a dejarme la piel para acercar el ayuntamiento al pueblo, que la gente mayor no se quede sola. Ya es hora de que se entienda que el ayuntamiento es cosa de todos, y nadie, nadie, es el propietario del ayuntamiento ni está en posesión del futuro de nuestro pueblo.

«Nadie está en posesión del futuro de nuestro pueblo».

¿Cómo te planteas el Abarán del futuro?

Un Abarán acogedor, en el que podamos ofrecer nuestro entorno natural y nuestras tradiciones, un Abarán con una imagen en el exterior de la que estemos orgullosos todos los abaraneros. Me planteo un Abarán en el que la juventud no tenga que irse a vivir fuera porque aquí no encuentre trabajo. Quiero y voy a trabajar por un Abarán próspero.

 

¿Te lo imaginas? Haz tú mismo la prueba aquí.
Consulta las 7 conclusiones de «Modelos de ciudad»